techos verdes

Proponen convertir a la Torre Eiffel en el árbol más alto del mundo

Foto: De Ginger Group en Descubre el Verde Con 325 metros de altura y una historia de más de 120 años, la Torre Eiffel es la estructura de hierro más emblemática de Francia. Teniendo en cuenta su importancia internacional, la consultora de ingeniería y diseño urbano "Grupo Ginger" presentó una idea amigable con el ambiente y súper original: convertir a la torre parisina en el árbol más alto del mundo. El proyecto de la firma propone cubrir la estructura con unas 600 mil plantas. El propósito es que la torre se vuelva un pulmón verde y un símbolo internacional del desarrollo sustentable. Según el Grupo Ginger, para que esto sea posible habrá que incorporar unas 12 toneladas de tuberías de riego y más de 600 mil plantas en bolsas de cáñamo, lo que se estima tendrá un peso total de 378 toneladas. El proyecto costaría alrededor de 72 millones de euros y sería capaz de absorber 87.8 toneladas de CO2. Además de volverse un atractivo espacio verde, el proyecto busca demostrar las bondades del desarrollo sustentable a las más de siete millones de personas que visitan a la torre anualmente. Pero esta apariencia no sería definitiva: "(...) no estamos sugiriendo que sea un elemento permanente, proponemos esto como una instalación temporal, al igual que el señor Eiffel hizo cuando se construyó la torre en el siglo 19", manifestó Jean-Luc Schonebelen, directivo de Ginger citado por CNN. A pesar de su originalidad y de aparentar ser un proyecto responsable, la propuesta ya generó controversias en la comunidad local, sobre todo por los altísimos costos que demandaría su producción. Por el momento, solo se trata de una iniciativa que aún no ha sido aprobada ni debatida por las autoridades de la ciudad. A ustedes, ¿qué les parece la idea? Notas relacionadas: Construyen en Italia el primer bosque vertical del mundo Proyecto Ivanpah: Google construye la torre solar más grande del mundo Nueva York: Un monumento “verde” para homenajear a las víctimas del 9/11

Construyen en Italia el primer bosque vertical del mundo

Fotos: Inhabitat Cada vez es más común escuchar hablar sobre proyectos arquitectónicos que buscan minimizar su impacto a través de la incorporación de áreas verdes. Ya sea en el techo o en las paredes, la propuesta es que la construcción sea capaz de dar respuesta a la desaparición de la naturaleza a causa de la constante expansión urbana. Teniendo en cuenta esta tendencia, el proyecto "Bosco Verticale" de Milán, Italia, busca ir más allá y crear una torre de 27 pisos que sea el hogar del primer bosque vertical del mundo. Milán es una de las ciudades más contaminadas de Europa, por lo que este tipo de construcciones podría ayudar a disminuir el impacto y mejorar la calidad del aire de la ciudad. Cubierta de vida vegetal, esta torre sería capaz de optimizar, recuperar y producir energía en equilibrio con el microclima. Además, las plantas absorberían sustancias contaminantes presentes en el aire antes de que lleguen a la atmósfera. La torre que ya se encuentra en construcción fue diseñada por el arquitecto Stefano Boeri. Su estructura consiste departamentos con balcones arbolados, que serán regados a través del filtrado y la reutilización de aguas residuales. Además contará con energía eólica y solar, por lo que será autosuficiente. A estos beneficios debe sumarse que el edificio estará protegido de radiaciones y ruidos contaminantes, a la vez que el proceso biológico de las plantas permitirá que tenga sombra en el verano y luz del sol en el invierno. Con más construcciones verdes no sólo se ayudaría al medio ambiente sino que cambiaría por completo el paisaje urbano, modificando la vida de todas las personas que viven en él. Notas relacionadas: Argentina: Siguen creciendo los techos verdes en Buenos Aires ¿Parques o edificios?: Un futuro verde pensado en vertical Argentina: Crearán un jardín vertical en la ribera de Rosario

“La conquista del desierto urbano”: Buenos Aires tendrá jardines en las azoteas

Techo verde en Chicago. Foto: upchicago.com ¿Se imaginan la vista aérea de una ciudad en donde los edificios tengan techos verdes? Realmente sería un espectáculo visual al que estamos poco acostumbrados. Pero eso no es todo. Incluir jardines en las azoteas, además de ayudar a climatizar interiores, representa una iniciativa muy beneficiosa para el medio ambiente: según un estudio realizado el año pasado, estos techos serían capaces de capturar más de 55 mil toneladas de carbono. Teniendo en cuenta este impacto positivo, en distintas partes del globo -como Tokio, Chicago y Toronto- se han desarrollado iniciativas para implementar estos jardines en las alturas de la ciudad. Hoy es el turno de Buenos Aires, que con el programa "La conquista del desierto urbano" pretende recuperar espacios construyendo jardines en los techos de terrazas vacías de edificios públicos, viviendas unifamiliares y comercios. El proyecto será realizado por el estudio de arquitectura Leder-Denegri, luego de adjudicarse un concurso convocado por la Agencia de Protección Ambiental de la ciudad (APRA). La idea es enfocar las primeras iniciativas hacia los edificios públicos porteños. Un ejemplo de ello es el Centro de Gestión y Participación Comunal (CGPC) N° 2, en Recoleta, el cual desde principios de año cuenta con una azotea verde, además de un colector solar para dar temperatura al agua y recuperadores hídricos de los acondicionadores de aire para regar las plantas. Conforme explicó a La Nación el arquitecto encargado del proyecto, Jorge Leder, "la ciudad tiene unos 130 mil edificios cuyas terrazas, en su mayoría, se encuentran vacías, cuando deberían ser, por su exposición al sol y otras variables climáticas, la llave para construir nuevos paradigmas urbanos". Las terrazas verdes tienen numerosos beneficios: además de ser lindas y novedosas, mejoran la calidad del aire, absorben gases contaminantes, ayudan a la climatización interior y permiten un ahorro de energía. Como te explicamos en otra oportunidad, en la ciudad existe un proyecto de ley para promover la implementación de techos verdes. La iniciativa se basa en la modificación al Código de Edificación para incorporar jardines en las terrazas, dando beneficios impositivos para quienes las adopten. Es fundamental que desde el gobierno se pueda implementar este proyecto para estimular y ayudar a los ciudadanos en la instalación de techos verdes. Los beneficios pueden traducirse en una ciudad más limpia y una ambiente más sano. Notas relacionadas: La Ciudad de México y las azoteas verdes Colombia: Bogotá aprobaría proyecto de techos verdes en edificios públicos Proyecto busca promover instalación de techos verdes en Buenos Aires

La Ciudad de México y las azoteas verdes

Imagen: Circuloverde A veces no nos damos cuenta de las cosas que pasan a nuestro alrededor y quizás ese sea el caso de los habitantes de la Ciudad de México. No de todos, pero sí de algunos. Sin embargo, después de que la Secretaría de Medio Ambiente lanzara la Norma Ambiental para el Distrito Federal NADF-013-RNAT-2007, se viene trabajando en un proyecto para fomentar el uso de sistemas de naturación e implementación de “azoteas verdes”. Desde hace dos años el gobierno ha creado más de 8,700 metros cuadrados de naturación de azoteas, a lo cual se le asignado un presupuesto de más de nueve millones de pesos. Esta inversión se ha visto reflejada en el Hospital Belisario Domínguez, la preparatoria Carrillo Puerto, la Ricardo Flores Magón, el Museo de Historia Natural y la secundaria 5 de Mayo. Los beneficios de contar con una azotea verde son diversos: el valor del inmueble puede llegar a subir hasta un 15 por ciento, produce oxígeno y consume el dióxido de carbono. Por otro lado, se retienen contaminantes y se limpia el aire. Estos microsistemas ofrecen un hábitat a insectos, lagartijas y aves. Además, está comprobado que estas áreas verdes tienen una función terapéutica, y por ello se están implementando azoteas verdes en hospitales y clínicas, debido a que el contacto con la naturaleza es relajante, algo que ayuda a incrementar la salud emocional de las personas. Estos espacios verdes retienen el agua de lluvia, que después se libera lentamente por medio del drenado o por evaporación, evitando que se sature el sistema de drenaje. Además, el costo de mantenimiento del lugar disminuye debido a que no se tiene que impermeabilizar, se utiliza menos calefacción y aire acondicionado ya que estos sistemas mejoran el comportamiento térmico del lugar. También ayudan a disminuir el ruido. Alrededor del mundo se están implementando estos espacios que también mejoran la estética de una ciudad. En cuanto existan más azoteas verdes se contribuye a combatir más la contaminación y el dióxido de carbono que sin duda hace daño. A nadie nos gusta traer los ojos llorosos, y menos que sea resultado de contaminantes en al aire. Pero ojo, aunque no todas las personas tengan acceso a los elementos necesarios para realizar una azotea verde, pueden considerar tener, en el interior de sus hogares, plantas que ayuden a mejorar la calidad del aire que se respira dentro de la casa. ¿O no se acuerdan de la película de Jumanji cuando toda la casa estaba llena de plantas? Que tengan un excelente día los lectores de TuVerde. Notas relacionadas: Colombia: Bogotá aprobaría proyecto de techos verdes en edificios públicos Estudio: Los techos verdes podrían captar más de 55 mil toneladas de carbono Proyecto busca promover instalación de techos verdes en Buenos Aires

El Museo de Arte Moderno de Buenos Aires finalmente se vestirá de verde

mamba2gg6 Render del nuevo proyecto. Foto: Emilio Ambasz Tras varios años de numerosas postergaciones, finalmente se puso en marcha el proyecto que remodelará la sede del Museo de Arte Moderno de Buenos Aires, y que lo unirá al Museo del Cine. La construcción entera será revestida por balcones con árboles y plantas, haciendo de dicho edificio un espacio más verde. Por itinerante en sus orígenes, allá en el año 1956, el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires fue tildado de “museo fantasma”. En 1986, tras pasar por diversos establecimientos, el MAMBA – fruto de la iniciativa del crítico Rafael Squirru y orientado a acercar las tendencias artísticas de vanguardia a la sociedad en su conjunto-, detuvo su trashumancia y se instaló en el corazón del barrio de San Telmo. Pero en la actualidad, y desde hace más de tres, las puertas de este museo que -como indica su página oficial- “abarca fundamentalmente la producción argentina del arte contemporáneo de las décadas de 1940, 1950 y 1960 y obras del campo internacional que llegan hasta la actualidad”, se encuentran cerradas, bajo la promesa de ser reabiertas a mediados del 2011, año estimativo en el que finalmente se vestirá de verde para convertirse en el museo más grande que dependa del gobierno de la ciudad. Esto se debe a que, dicho museo logró poner en marcha las obras de ampliación y restauración enmarcadas dentro del Proyecto Polo Sur Cultural. El proyecto original de reaprovechamiento y ampliación , que fuera donado hace 12 años por el precursor de la arquitectura verde y sustentable, Emilio Ambasz, incluye reutilizar y unir la estructura del museo –construida en 1918, vieja sede de la fábrica tabacalera Nobleza Picardo-, junto al edificio contiguo, que data de la década del ´50. mamba3 Maqueta del nuevo proyecto. Foto: Emilio Ambasz Lo atractivo del proyecto, que reunirá en un mismo edificio a los museos del Cine (MC) y de Arte Moderno, es la promesa de una piel verde que recubrirá a la renovada construcción. Según explica el diario La Nación, el sector del edificio ubicado sobre la avenida San Juan, históricamente forrado por ladrillos colorados de tipo inglés, contará en su lugar con balcones cubiertos de plantas y árboles. Además, su parte posterior de cara a la autopista 25 de Mayo, se revestirá de un muro poroso, a través del cual crecerán enredaderas, y del cual emergerá una ligera neblina de agua para refrescar las plantas. mamba3do7 Otra vista de la maqueta del nuevo proyecto. Foto: Emilio Ambasz De esta manera, Ambasz busca homenajear el paisaje local que rodea al museo, emulando las terrazas abalconadas, el viejo zaguán y los patios en flor. Asimismo, entiende que con la remodelación del edificio se logrará mejorar la zona, dar confianza a sus vecinos y ser un incentivo para que más construcciones en la ciudad de Buenos Aires sean reaprovechadas. mam Fachada actual del MamBa. Foto: hanneorla

Colombia: Bogotá aprobaría proyecto de techos verdes en edificios públicos

Foto: biohogar.cl. La ciudad de Bogotá, capital colombiana, está a un paso de que se construyan techos verdes en todos sus edificios públicos, ya que el Consejo de la ciudad aprobó un proyecto para implementarlos y ahora sólo falta la firma del Alcalde de Bogotá, Samuel Moreno. Esto no sería ningún problema, ya que aunque tiene la posibilidad de negarla, siempre manifestó su apoyo a esta iniciativa. El proyecto se estima que estará totalmente listo para ser puesto en marcha en unos tres días, cuando la firma del Alcalde ya esté en el documento. Así, se podrán desarrollar en Bogotá los techos verdes. Esta noticia es muy positiva para la ciudad, ya que ayudará a ahorrar energía y reducir el impacto que tienen los distintos problemas ambientales, como la emisión de gases contaminantes. Además, de acuerdo a larepublica.com.co, la Secretaría de Medio Ambiente construiría una nueva sede en la que aplicaría techos verdes, en la que colocaría membranas especiales que resistan a los materiales orgánicos para poder sembrarlos allí. El proyecto, elaborado por el concejal Roberto Sáenz, no se queda solamente con esto, sino que también planea que la construcción no resulte contaminante, ya que este sector (el de la construcción) es uno de los que más contamina a nivel mundial, liberando cantidades significativas de dióxido de carbono (CO2), principal gas de efecto invernadero, y utilizando recursos naturales. Esta iniciativa de Bogotá se suma a una tendencia mundial creciente de techos verdes en ciudades para promover la reducción de gases, mejorar la calidad del aire y la estética del paisaje urbano desde espacios que usualmente son desperdiciados espacialmente. En Latinoamérica, recientemente también Buenos Aires se sumó con un proyecto para promoverlos en la ciudad. Más sobre techos verdes: Estudio: Los techos verdes podrían captar más de 55 mil toneladas de carbono Proyecto busca promover instalación de techos verdes en Buenos Aires
12